Fondo CAMY visita a Iniciativa de los Derechos de la Mujer

Por Gloría Díaz Jaso, Becaria del Fondo CAMY

El 2 de octubre de 2015 Emily Barcklow y yo, junto con miembros del Consejo Consultivo del Fondo (Grants Advisory Committee en inglés), fuimos a Patzún, Chimaltenango para visitar a una de las nuevas co-partes del Fondo CAMY: Iniciativa de  los Derechos de la Mujer (Women’s Justice Initiative, WJI)

Patzún tiene una población de aproximadamente 50,000 personas de la cual la mayoría son indígenas hablantes de Kaqchikel.

mapa patzún

Departamento de Chimaltenango

La Iniciativa de los Derechos de la Mujer es una Organización fundada en el 2011 que brinda oportunidades a mujeres Guatemaltecas indígenas para que puedan abordar desigualdades y mejorar sus vidas a través de servicios legales, educación y prevención de violencia de género.

logo iniciativa

Primero nos dirigimos a sus oficinas, donde todo el equipo de la organización nos explicó sus diversos programas y áreas de atención que incluyen Asesoría legal, Asesoras Comunitarias, Capacitación en Derechos y Niñas Adolescentes. La Iniciativa tiene dos líderes de proyecto del Fondo CAMY: Elvia es la Coordinadora del programa de Capacitación en Derechos de las mujeres, niñas y adolescentes, y del programa de asesoras comunitarias, mientras que Sandra Cocón es Asistente de programa de Capacitación en Derechos de las mujeres, niñas y adolescentes. Ambas nos explicaron lo que han realizado hasta el momento en el proyecto. Dentro de las actividades más relevantes se encuentra el mapeo comunitario que realizaron en seis comunidades para identificar a las niñas que ya no estaban estudiando e invitarlas a uno de los clubs de niñas que han formado en cada comunidad. Actualmente han iniciado talleres con 166 niñas, la mayoría de ellas  ya no están estudiando.

Equipo WJI

Equipo de Iniciativa de  los Derechos de las mujeres, Elvia, Arriba a la izquierda, Sandra abajo en medio

A lo largo de los años WJI se ha ganado el reconocimiento y apoyo de líderes comunitarios de las aldeas en las que están trabajando, por lo que casi al finalizar la presentación de sus programas, llegaron cuatro líderes comunitarios y mencionaron la importancia del proyecto que está realizando la Iniciativa y el interés que tienen porque las niñas no se vean obligadas a casarse a temprana edad y continúen estudiando.

Nos emocionó mucho conocer los avances del proyecto y saber lo bien que están preparadas Elvia y Sandra. Pudimos observar a un equipo fuerte y consolidado con un gran apoyo de su comunidad.

Después de la reunión compartimos una deliciosa comida, y posteriormente nos dirigimos a la comunidad de Chuiquel para conocer uno de los clubs de niñas . Esta comunidad se encuentra a 20 minutos de la cabecera municipal de Patzún y la entrada está hecha de terracería, lo que dificulta la comunicación. Las personas se dedican principalmente a la agricultura, muchas veces en tierras rentadas. La desolación y pobreza de la comunidad eran bastante crudas.

 

comunidad WJI

Terreno en la comunidad

Llegamos un poco tarde al lugar de reunión del club Todo el taller fue en Kaqchikel por lo que Sandra tuvo que traducirnos algunas cuestiones relevantes mientras Elvia daba el taller.

Las niñas, que tenían entre 11-16 años de edad, que es un salón de la escuela de la comunidad, y ya se encontraban 30 chicas esperándonos.Todo el taller se llevó a cabo en Kaqchikel por lo que Sandra tuvo que traducirnos algunas cuestiones relevantes para nosotras mientras Elvia facilitaba el taller.

Las niñas, que tenían entre 11-16 años de edad, estaban un poco tímidas y nerviosas porque estábamos ahí, pero Elvia hizo un buen trabajo en tranquilizarlas y motivarlas a participar. El tema del taller, que era el segundo de todo el curso que darán, fue “autoestima”, Elvia explico qué es la autoestima, por qué es importante, y cómo nos ayuda, entre otras cosas.

Elvia dando taller

Elvia brindando el taller al grupo de niñas en Chuiquel

Después ella entregó a las niñas una hoja con una flor y les indicó la dinámica de trabajo, les explicó que en los pétalos debían escribir sus fortalezas y sus debilidades, después algunas presentaron su dibujo frente al grupo, superando sus debilidades, pues la mayoría puso que le daba pena hablar en público.

Durante este ejercicio Elvia vinculó la autoestima a las uniones tempranas de las niñas, alentando a las niñas valorarse y amarse a sí mismas, sin dejarse engañar por promesas románticas de pretendientes mayores. Pudimos observar la gran capacidad que tiene Elvia para trabajar con las niñas y fomentar la auto – reflexión.

actividad

Ejercicio lúdico facilitado por Elvia

Fue una maravillosa experiencia conocer al equipo de la Iniciativa de los Derechos de la Mujer y ver su trabajo de cerca. Fue conmovedor ver las condiciones en donde viven las niñas y al mismo tiempo ver su entusiasmo e iniciativa. Felicitamos mucho a Elvia y Sandra y todo su equipo por un excelente trabajo!

Afortunadamente tuvimos la oportunidad de ver a Sandra y Elvia otra vez en nuestra visita ya que asistieron a la capacitación en Crowdfunding que tuvimos más adelante.